Convento de San Antonio

Uno de los monumentos que conforman el patrimonio artístico de la villa de Mondéjar es el convento de San Antonio, de frailes franciscanos y del que hoy solamente quedan las ruinas de su iglesia. de la que podemos observar, la salida del pueblo en dirección norte, la portada y el hastial del testero, cuajados de detalles ornamentales y estructurales que confirman ser éste uno de los más antiguos monumentos de estilo plateresco existentes en España. lo que le valió, ya en 1921, ser declarado Monumento Nacional.

Iglesia “Santa María Magdalena”

La iglesia Parroquial de Mondéjar es una magnífica obra arquitectónica, de homogéneo estilo y carácter, realizada en los comienzos del siglo XVI, y por tanto una de las primeras y más tempranas obras del Renacimiento español. Se comenzó a levantar el templo en 1516, por expreso deseo y patrocinio de don Luis Hurtado de Mendoza, segundo marqués de Mondéjar. Se encargó la traza y dirección de la obra a Cristóbal de Adonza, quien la concibió como un fiel trasunto, en cuanto a planta y estructura, de la Capilla Real de Granada. El marqués, alcalde de la fortaleza granadina y capitán general del nuevo reino, buscó en Granada a uno de los mejores arquitectos del momento para que levantara en Mondéjar un grandioso templo parroquial.

Ermita de San Sebastián

Por bien asfaltado y cuidado camino, pasando cerca de las ruinas del ya comentado convento de San Antonio, se llega a la ermita de San Sebastián, situada en un otero desde el que se divisa el pueblo todo, la teoría ondulante de sus tejados presididos por el recto grito de la torre parroquial. Esta emita se sabe que fue construida a principios del siglo XVI a costa también del primer marqués de Mondéjar. Posteriormente ha ido sufriendo reformas y ampliaciones y, por supuesto, lo que hoy se contempla en ella es obra de centurias más recientes.